fbpx

EL ACEITE DE COCO EXTRA VIRGEN NO EXISTE

Desde hace algún tiempo está creciendo el interés por el aceite de coco y es frecuente encontrarlo en todos los supermercados, mini markets y páginas web que visitas. Por ello y porque definitivamente en algún momento buscándolo, seguro te has topado con quien te haya recomendado u ofrecido “Extra Virgen, el mejor”, que aquí quiero contarte que el aceite de coco extra virgen NO EXISTE.

¿Por qué un aceite de coco no puede llamarse Extra Virgen?

Sencillamente porque por ley solo los aceites que provienen del olivo o aceitunas pueden denominarse Extra Virgen, haciendo referencia a su máxima calidad dentro de los aceites de Oliva Vírgenes de acuerdo a los estándares superiores de CALIDAD del COI. 

Cuando se refieren a un aceite de coco extra virgen, en realidad sería lo mismo que un aceite de coco virgen, no hay ninguna diferencia. Como actualmente no hay un marco legal aplicativo para el aceite de coco, se puede prestar para cualquier interpretación, pero Virgen es igual a Extra Virgen en integridad y proceso así que te recomiendo siempre leer tus etiquetas e informarte antes de realizar tus compras.

¿Qué tipos de Aceite de Coco puedo encontrar?

Existen dos categorías, el aceite de coco a secas, obtenido por métodos químicos y el aceite de coco virgen, obtenido por métodos mecánicos. La forma de obtenerlos es similar a la de los aceites de oliva y existen diversas técnicas, pero de forma general se dividen en dos grupos:

  • Extracción por vía seca; en donde el aceite se obtiene de la Pulpa del coco seca, a la que se llama copra. La copra se tritura y el aceite se extrae con procesos químicos, después es refinado para hacerlo apto para su consumo. Este aceite pierde cualquier propiedad tras el proceso industrial, excepto su composición de ácidos grasos.
  • Extracción por vía húmeda; aquí el aceite se obtiene de la pulpa fresca del coco, esta pulpa se prenda dando lugar a la leche de coco, donde también se encuentra el aceite, emulsionado en ella. En este proceso se obtiene un aceite que no necesita ser refinado, el aceite de coco virgen. Este aceite mantiene la mayor parte de sus propiedades, tantos los polifenoles y otros antioxidantes, como el sabor y olor característicos.

Entonces, un aceite de coco obtenido por vía húmeda puede denominarse aceite de coco virgen. Uno obtenido de manera seca, de la copra, nunca podrá llamarse virgen, ya que deberá pasar por procesos químicos para poder refinarlo.

 

Forma de elaboración del Aceite de Oliva y Aceite de Coco

Compra aquí

Compartir esta publicacion


Abrir chat
¿Necesitas ayuda?